español português english email
Presentada en Marcilla (Navarra) la biografía del agustino recoleto Mariano Gazpio, religioso de Puente La Reina hoy camino de los altares
Sergio Sanchez, José Javier Lizarraga, Javier Hernández y Eusebio Hernández


Presentada en Marcilla (Navarra) la biografía del agustino recoleto Mariano Gazpio, religioso de Puente La Reina hoy camino de los altares
26-12-2017 España
Misionero en China hasta la expulsión de los religiosos católicos en 1952, formador de misioneros y, ya en su vejez, figura de relieve en la vida cotidiana del que fue seminario mayor de los Agustinos Recoletos en la localidad navarra, los restos de Gazpio descansan hoy en la iglesia conventual de Marcilla.
El pasado 16 de diciembre se presentó en el convento de los Agustinos Recoletos de Marcilla (Navarra) el libro biográfico Mariano Gazpio, un camino de fidelidad, obra del historiador agustino recoleto José Javier Lizarraga y publicado por la Provincia de San Nicolás de Tolentino de esta Orden religiosa para homenajear a este misionero, formador y director espiritual que representa un testimonio vivo del carisma y espiritualidad de esta orden religiosa.

Gazpio, cuyos restos descansan en la iglesia conventual de Marcilla, fue figura clave durante 25 años como confesor y director espiritual en este convento que albergó durante 140 años el centro de estudios superiores teológicos de la Provincia de San Nicolás de Tolentino, donde vivieron sus años de formación sacerdotal y religiosa generaciones de frailes recoletos.

A la presentación de libro acudieron alrededor de 120 personas; estaban los obispos recoletos Francisco Javier Hernández (dimisionario de Tianguá, Brasil), Jesús Moraza (dimisionario de Lábrea, Brasil) y Eusebio Hernández (obispo de Tarazona, Zaragoza); miembros de la Familia Agustino-Recoleta (religiosos y Fraternidades Seglares) de Marcilla y Monteagudo, incluidos los 16 novicios del presente curso en el noviciado de Monteagudo; y representantes de comunidades religiosas locales, como las Concepcionistas de Marcilla.

También llegaron vecinos de localidades de la Navarra Media (Peralta, Villafranca, Cadreita, Tirapu). Desde Puente La Reina, además de vecinos del pueblo, se acercaron miembros de la familia de Mariano Gazpio. El consistorio local, ante este acto de raíces culturales y históricas para la localidad, estuvo representado en Vicente Navarro, concejal de cultura del Ayuntamiento de Marcilla.

El acto pretendía no sólo ser la presentación de un libro biográfico, sino la ocasión para ofrecer un homenaje a Mariano Gazpio por su testimonio de vida como religioso, misionero, formador y director espiritual. Testimonio que ha llegado a su momento álgido con la promoción y continuidad del proceso de beatificación y canonización.

A las 6 de la tarde la comunidad religiosa local dio la bienvenida tras la acogida del público en el claustro conventual. A continuación, ya en el templo y santuario de la Virgen Blanca, dentro del complejo de este antiguo monasterio benedictino, el prior de la comunidad agustino-recoleta local, Blas Irañeta, dio la bienvenida y explicó el programa de actos.

Con toda la solemnidad se cantaron las Vísperas en una celebración presidida por el obispo emérito de Lábrea, Jesús Moraza. El canto del himno, los salmos con sus antífonas, responsorios y cántico evangélico estuvieron acompañados por los presentes y con las voces-guía de los novicios de Monteagudo.

En el mismo entorno del templo, junto a la tumba del propio Mariano Gazpio, continuó el acto el prior provincial de la Provincia de San Nicolás de Tolentino, Sergio Sánchez. Destacó la unión de Gazpio con Navarra, tanto por su nacimiento y origen, como por su formación, su tarea posterior como formador de religiosos, sus últimos 25 años de vida ligados directamente a Marcilla y su fallecimiento en el Hospital de Navarra en Pamplona.

Destacó que la Comunidad Foral de Navarra ha sido testigo de momentos muy importantes en la historia de los Agustinos Recoletos, con presencias de casas de formación y servicio en parroquias de la práctica totalidad de la región y de la Diócesis de Pamplona y Tudela.

Importantes casas de formación, tanto seminarios menores como mayores, de distintas Provincias de esta Orden religiosa están o han estado en los últimos 200 años en Monteagudo, Marcilla, Lodosa, Artieda, Pamplona o Puente La Reina, por lo que un buen porcentaje de religiosos de la Orden son originarios de todo el valle del Ebro desde Viana y Mendavia hasta Cortes, de la zona Media y Tierra Estella, de la comarca de Pamplona, o de pueblos de las cuencas de los ríos Arga, Aragón, Arakil o Irati, entre otros.

El acto continuó en el salón de actos, y en el paso de los participantes desde el templo se pudo ver en el claustro una exposición fotográfica de la vida de Mariano Gazpio.

Ya en el salón de actos, al autor de la biografía, el agustino recoleto José Javier Lizarraga, lo presentó Rafael Mediavilla, vicario de la Provincia y durante mucho tiempo compañero de estudios de Lizarraga y colega como profesor en el estudio teológico marcillés.

Durante su intervención, Lizarraga explicó el proceso de elaboración de la biografía en el marco del proceso de beatificación de Gazpio, lo que por un lado ha ofrecido al historiador una multitud de fuentes y testimonios sobre él, pero por otro ha impuesto cautelas y restricciones para la publicación del libro debido a que aún está activo el proceso.

El público asistente corroboró su agrado y felicitó al autor por su tarea mediante un cerrado aplauso final.

Tuvieron también tiempo de ofrecer su palabra y testimonio alguno de los obispos presentes. Francisco Javier Hernández, que es navarro de Cascante, tuvo como maestro de novicios al propio Gazpio y explicó que fue personaje clave en su vocación misionera; el hoy obispo emérito de Tianguá ha vivido gran parte de su vida y ministerio, tanto como religioso y como obispo, en São Paulo, Amazonas o Ceará, en Brasil.

Eusebio Hernández, agustino recoleto obispo de Tarazona y natural de Cárcar (Navarra), habló con entusiasmo de la emoción vivida al recorrer, en un viaje reciente, los lugares en los que los Agustinos Recoletos y el propio Mariano Gazpio evangelizaron en la diócesis china de Kweiteh (Henan).

Sergio Sánchez, como prior provincial de la Provincia que ha editado la obra, invitó en la despedida a los presentes a la lectura del libro, a la colaboración con el proceso eclesial de reconocimiento del testimonio vital de Gazpio, al agradecimiento sincero por figuras como la de este buen misionero y a la promoción del conocimiento de su vida.

Finalmente, en el comedor del convento, se sirvió un aperitivo mientras el autor de la biografía presentada, José Javier Lizarraga, firmaba ejemplares.


¿Y tú que opinas?

menu portada noticias reportajes agenda documentos nosotros material gráfico misiones escribenos intranet Entra y verás
Agustinos Recoletos. Provincia de San Nicolás de Tolentino. Paseo de la Habana, 167. 28036 -Madrid, España. Teléfono: 913 453 460. CIF: R-2800087-E. Inscrita en el Registro de Entidades Religiosas del Ministerio de Justicia, número 1398-a-SE/B. Política de privacidad.
Búsqueda.